Archive for mayo, 2012

31 de mayo de 2012

Feria de la Cerveza Artesana en Noblejas (Toledo)

Aún estamos haciendo balance de la Feria de Alimentos de Madrid y Cerveza Artesanal y ya tenemos noticias de otra feria en verano, parece que los cerveceros españoles se están animando con este tipo de eventos. Se trata de La Feria de Cerveza Artesana en Noblejas (Toledo) que se celebrará los días 14 y 15 de julio.

Feria cerveza NoblejasErnesto de Yria, con el resto de compañeros de Guinea Pigs, se ha enfrascado junto con el ayuntamiento de Noblejas en la organización de esta feria. Es un pequeño pueblo en la provincia de Toledo, cerca de Ocaña (cuna de las cervezas Yria), cuya plaza está esperando con los brazos abiertos a los expositores que nos darán a probar sus elaboraciones.

Conocemos ya bastantes detalles de la feria, habrá concursos, se están organizando actividades paralelas y seguramente estará amenizado con música en directo. Ya son unos cuantos los productores confirmados: Vacceum, Son cerveza artesana de Córdoba, Yakka de Murcia, El Oso y el cuervo, Domus, Sagra, Cibeles, SR Bu, Cerveza Alfa de Andorra, Las llaves de San Pedro, Veer la cerveza vegana, irán dos cervezas portuguesas y una tienda especializada de Toledo se llevara barriles de belgas.

En el Blog de Yria tenéis la información completa y pistas sobre el alojamiento, será lo más complicado ya que es un pueblo pequeño con un solo hotel. Para solventarlo, se habilitará zona de acampada para los visitantes y un pabellón para los productores.

Aún no se si nosotros podremos asistir, pero estamos intentando encajar la feria en nuestras vacaciones. En definitiva, que estamos encantados de que se estén organizando este tipo de eventos y al igual que hicimos con AMCA, os iremos actualizando información en cuanto la vayamos teniendo.

Anuncios
29 de mayo de 2012

Pan de cerveza y mostaza y mantequilla aromatizada con lúpulo.

Comenzamos la sección de cocina del Observatorio haciendo pan de cerveza y mostaza y mantequilla aromatizada con lúpulo. En casa hemos intentado hacer pan varias veces, es algo sencillo de hacer pero complicado que quede bien, así que todos habían sido intentos fallidos (a esto ha contribuido mi gran aversión a seguir recetas al pie de la letra, cosa que en estos casos es recomendable). De hecho hace poco hice uno que tenía una pinta increíble, precioso para la foto, pero por dentro…. buen sabor, pero un mazacote intragable. Así que el otro día me corroía la envidia cuando vi el panazo que se curraron los chicos del mapache.

Pero como dicen que el que la sigue la consigue, pues otra vez, manos en la masa.

En cuanto a la mantequilla, no tenía ni idea de que se podía hacer de una forma tan sencilla en casa. Cuando el otro día vi como lo hacía Jaime Oliver me quedé alucinada. Aunque el no le añadió nada, dijo que se podía añadir cualquier planta aromática, y yo no se por qué, la primera que me vino a la cabeza fue el lúpulo.

Bueno, vamos a la receta:

Ingredientes:pan de cerveza

Para el pan: 400gr de harina, 30gr de levadura, 2 cucharadas de azúcar moreno, 1 cucharadas de mostaza antigua, una pizca de sal y 300ml de cerveza (he usado una legado de Yuste que había en la nevera, porque es algo dulce).

Para la mantequilla: nata, sal y lúpulo. Comprad nata de buena calidad y que no sea de la que pone para cocinar, ya he comprobado que si no, no sale.

Lo primero que he hecho es activar la levadura, en una taza con un poco de agua tibia, y un poquito de miel, es  una pasada verlo, se vuelve loca y empieza a crecer, parece que va a salir un alien (hacedlo en una taza grande, que desborda). Luego se mezcla con el resto de ingredientes y se empieza a amasar, hay que hacerlo un buen rato para que quede esponjoso y seguir hasta que no se pegue en las manos (añadir más harina o cerveza si es necesario). Se deja reposar una hora. Pasado ese tiempo se vuelve a amasar otro rato, se coloca en el molde (yo lo he hecho en molde, pero no hace falta) y a reposar otra hora. Después se mete en el horno a unos 190-200º durante una hora y listo. ¡Importante! meter en el horno un cacharro con agua, para que evapore y no se reseque mucho el pan.

Para hacer la mantequilla se bate con la varilla. Primero veréis como se monta, y luego se van formando grumos, hasta que se separa el suero de la mantequilla. Cuando está, hay que escurrir bien el liquido, estrujarlo cual blandiblu, añadir un poco de sal y limpiarla bien con agua hasta que el líquido que suelta deje de salir blanquecino. Para conservarla hay que meterla en agua fría. Y aquí viene el toque especial, la he puesto en un agua en el que había disuelto previamente con calor un par de pelletts de lúpulo. Me gustaría haberlo hecho con flores, pero es lo único que tenía.

El resultado: el pan muy bueno, algo dulce y blandito, no se ha hinchado tanto como me hubiese gustado pero ha quedado muy bien, le hemos untado la mantequilla que se ha derretido, desprendiendo un aroma fantástico.

Pan de cerveza y mostaza y mantequilla de lupulo

Etiquetas: , ,
28 de mayo de 2012

Westvleteren Blonde, 8 y 12. 1er #FFdA

Gracias a una nueva iniciativa de Birraire, este fin de semana es el 1er Finde Fondo de Armario. Una reunión virtual de amantes de la cerveza que en un fin de semana concreto desempolvamos esas cervezas que están esperando una ocasión especial con la idea de desmitificarlas reseñándolas en blogs o redes sociales.

En nuestro caso hemos decidido realizar una cata paralela de la nombrada varias veces  como “Mejor cerveza del mundo” que a día de hoy sigue en el primer puesto en el ranking de Ratebeer y la segunda en Beeradvocate, la Westvleteren 12, acompañada de sus hermanas pequeñas, las Westvleteren 8 y Blonde.

Cerveza Westvleteren

Estas cervezas se elaboran en la Brouwerij Westvleteren desde 1838 en la Abadía Trapense de Saint Sixtus van Westvleteren en la localidad belga de Vleteren. Sus cervezas han adquirido gran reputación debido a varios motivos, su alta calidad, los votos de los consumidores y la exclusividad, no son fáciles de conseguir debido a que su producción es pequeña y no se elaboran con fines comerciales. Como curiosidad, la fermentación se realiza durante 7 días en tanques abiertos, madura durante 8 semanas y refermenta en botella dentro de una cámara caliente durante dos semanas más.

Cervezas Westvleteren

La Westvleteren Blonde es una Belgian Pale Ale con una graduación alcohólica de 5,8% que se elabora desde el 10 de junio de 1999. Tiene un color rubio pajizo con poca vivacidad y espuma blanca de corta duración. El aroma es a frutas verdes, sobre todo manzana, toque floral y de lavadura. En el sabor encontramos inicialmente los mismos matices frutales con un toque ácido que recuerda a la sidra y progresivamente aparece un amargor muy marcado. Es muy efervescente, picando en la lengua, con cuerpo medio y retrogustro de larga duración balanceado entre dulce y amargo.

La Westvleteren 8 es una Dubbel con una graduación alcohólica de 8%, tiene color rubí oscuro, con poca vivacidad y espuma beige de duración mínima. El aroma es a malta tostada como a caramelo, chocolate con mucha presencia del alcohol, asemejándose a un licor. El sabor es dulce, a caramelo, chocolate y frutas maduras. El final es ligeramente amargo sin tomar protagonismo donde destaca el alcohol que se equilibra con el amargor, una muy buena cerveza.

La La Westvleteren 12 es una Quadrupel con una graduación alcohólica de 10,2% elaborada desde 1940, tiene color marrón oscuro, poca vivacidad y una espuma beige de alta duración. El aroma es dulce, a frutas maduras y negras con fuerte presencia del alcohol. El sabor es muy complejo con infinidad de matices frutales, una textura suave y agradable y un toque amargo al final que se entremezcla equilibradamente con el toque alcohólico como a licor de muy larga duración.

Cerveza Westvleteren 12

Tres cervezas muy bien acabadas en las que no tenemos quórum interno, entre la 8 y la 12, sobre cual es la mejor. En mi caso, si bien dentro de su estilo la Westvleteren 8 es espectacular, personalmente prefiero la complejidad y profundidad de la Westvleteren 12 aunque en su estilo no le hace mucha sombra a la Rochefort 10.

27 de mayo de 2012

Nueva sección de cocina en el observatorio

Desde que nació el observatorio, he estado dándole vueltas a la cabeza a la sección de cocina. Me gusta mucho cocinar y los que prueban lo que hago dicen que se me da bien. De hecho, antes de que empezásemos a hablar de cervezas yo tenía unas cuantas ideas para un blog de cocina, que quedaron aparcadas cuando el observatorio comenzó a tener éxito.

Pero no lo puedo evitar, me encanta cocinar y últimamente me obsesiona como puedo añadir cerveza a mis recetas para mejorarlas. Así que he decidido ponerme a ello y ya no hay vuelta atrás.

Y para comenzar, he escogido algo sencillo. Sencillo a priori, pero más complicado de lo que parece, he hecho pan con mantequilla. Pero claro, pan de cerveza y mantequilla aromatizada con lúpulo.

Para abrir boca, os dejo la foto del resultado y en un par de días os daré el detalle de la receta. De momento… ¡Queda oficialmente inaugurada la sección de cocina del Observatorio cervecero!

¡Esperamos que os guste!

pan de cerveza y mantequilla de lupulo

Etiquetas: , ,
26 de mayo de 2012

Crónica de la AMCA, último día y cierre

El domingo y último día de la AMCA, después de todo el trajín del sábado, no despertamos con buen cuerpo pero ya pensábamos en las chuletillas a la plancha que había visto el día anterior. Tras un revitalizador desayuno, una buena ducha y hacernos un poco los remolones, nos dirigimos por última vez a la feria con la intención de comer, despedirnos de la gente, tomar un par de ellas y volver, por supuesto no lo cumplimos.

Cerveza Almogàver

Empezamos con algo suave, habíamos conocido a la gente de Almogàver en la cena de día anterior y como aún no las habíamos probado fuimos a su stand nada más llegar a probar la Classica y la Blat, una cerveza de trigo con un toque diferente. Como ya había gusa, para acompañar la cerveza nos metimos entre pecho y espalda dos raciones de buenísimas chuletillas de lechazo de oveja churra de Colmenar, las cuales llevábamos oliendo todo el fin de semana.

Chuletillas de cordero

Después pasamos por Mateo y Bernabé y nos encontramos con Rodrigo, de Jardín del Lúpulo, y el becario, otros valientes que no se perdieron un día de feria. Charlamos un ratillo y aunque estábamos agotados la cosa se animaba así que pasamos por el puesto de Cervebel a tomar la Slaapmutske Tripel y la Scheldebrouwerij Oesterstout. Después nos encontraos con los camareros de L’Europe, que se aprovechaban su día libre y eran de largo los más contentos del lugar.

Se nos contagió el entusiasmo y seguimos con la LLuna’s Happy Flower, una IPA, por llamarla de alguna forma, elaborada con ingredientes orgánicos que le dan un toque diferente especial. Empezó a llover pero nosotros seguimos con la Bresañ rubia, Steve’s Beer, Fábrica Maravillas Imperial Stout, Mammooth Pale Ale,VG Noster Quercus y repetimos con la Domus EPA.

Observatorio cervecero

Como ya estaban cerrando nos dispusimos a despedirnos de Nicolas, su familia, amigos y casi todo el elenco de trabajadores de L’Europe. Como la cosa se alargó conseguimos que nos sirvieran la Domus Pacific , Southern Tier Eurotrash y terminamos con el barril de Brewdog Punk IPA en Cervezorama. Ya que estábamos por allí nos pasamos por el puesto de Fábrica Maravillas que nos contó que ya ve el final del túnel después de un camino de dos años para poder abrir el brewpub, el cual esperamos poder disfrutar después del verano.

Con todos los deberes hechos, cargados con chuletillas, una botella de Domus Pacific y mermeladas de Guinea Flow y Domus, nos pusimos camino para casa con una sonrisa en la boca después de un estupendo fin de semana que recordaremos durante mucho tiempo. No puedo menos que dar la enhorabuena a la organización y animarles a repetir el evento el año que viene.

25 de mayo de 2012

Crónica de la AMCA. Sábado, ¡que gran día!

El sábado amanecimos descansados y listos para darlo todo, este era el día grande y había muchas cervezas que probar. A eso de las 12:30 llegamos a la AMCA y fuimos directos a probar la Socarrada, una cerveza curiosa de miel de tomillo, pero como que me faltaba el pollo asado para acompañarla. Cuando la estábamos terminando Rodrigo, de El Jardín del Lúpulo, nos presentó a El Oso y el Cuervo que no habían llegado a tiempo a la feria, pero querían que probásemos sus cervezas. Como nos cuesta decir que no a una cerveza, junto con ellos y HomoLupulus nos dimos un pequeño viajecito al aparcamiento a lo que denominamos una “cata furtiva”. Probamos Sangre de Ceres, una rica y refrescante kölsch con mucho futuro, que apuntamos para disfrutar con calma la próxima vez que la encontremos y una prueba de una stout que a mi parecer estaba demasiado fría como para disfrutar de sus matices.

Cervezas el Oso y el Cuervo

De vuelta a la civilización ya empezaban a rugir los estómagos así que, como tocaba algo light, dimos cuenta de unos ricos montados de chorizo bien grasientos. Para acompañarlo optamos por la doble malta Kettal Fanega y la Almíbar, una IPA que me esperaba más fuerte, pro buena para acompañar la comida. De postre me decidí a probar la Cibeles X-File, una IPA light de baja graduación y amarga, pensada para el verano.

Cerveza Sr Bu

La siguiente parada fue Sr Bu donde probamos la receta mejorada con el aroma que aporta el Hop Rocket, fueron cambiando el tipo de lúpulo a lo largo de la feria con lo que la experiencia cambiaba. Nos hablaron sobre la frívola, y por qué no decirlo, estúpida demanda de Osbourne por llevar el nombre de Toro, su ciudad de origen, en la etiqueta.

Como ya nos íbamos animando decidimos volver a pasar por el stand de Spigha y probamos al Gurugú, que nos faltaba, y repetimos con la Na Valora, confirmamos que todas eran increíbles. También tomamos una Yria brown ale, que nos faltaba por probar, muy rica. Continuamos con la Bresañ rubia, otra destacable del fin de semana, y la Emelisse Triple IPA, momento mi memoria empieza a fallar sobre el orden y gustos así que no daré muchos datos sobre las cervezas.Cerveza Spigha

Después de preguntar durante todo el día por oh, cerveza! debido a una deuda que tenía pendiente de pagar, por fin le encontramos y nos juntamos varios grupos, Jardín del Lúpulo, becario incluido, los reconocibles “funestos”, Mikel de BBF, HomoLupulus, el Gato que bebía Cerveza, Las llaves de san Pedro, El Oso y el Cuervo, Nicolas, de L’Europe y su encantadora familia, y colegas de todos entre los que estaba @ilis al que tendremos que nombrar miembro honorífico del blog.

La naturaleza celebraba con nosotros tal reunión de celebridades con un señor chaparrón, acompañado de su momento tormenta de granizo, ¿buen o mal augurio? Cada uno que lo interprete como quiera. Os podéis imaginar el panorama, estábamos tan animados que ya no había vuelta atrás, que si prueba esta, que si alguien quiere de la de tomillo, que si el becario necesita un twitter aparte para desahogarse, pásame una trufa de chocolate, prueba esta otra, que si seguro que nadie quiere de la tomillo por favor… Nos reímos un montón y lo pasamos en grande, sin duda la tarde del sábado fue el mejor momento del fin de semana.

Vg Nostrum, Cervebel

Mientras transcurría todo esto, y en un orden que no recuerdo, probamos la Naparbier El Raval, Zibeles, me gustó y se me olvidó comprar para casa, Vaccevm Malta, Brewdog Hardcore IPA, me la esperaba muy extrema pero me encantó, Vg Noster Quercus, Les Clandestines Farigola, Yria Oscura, Lluna negra, muy buena, Bresañ la Maricantana, Dougall’s Leyenda, De Ranke XX Bitter, Brewdog Dogma, Evil Twin Yang y vete tu a saber qué más.

Cerveza Bresañ

Para terminar, hora y pico después de la supuesta hora de cierre, con música animada saliendo del stand de La Cibeles y un tipo pintando un graffiti cervecero (el mismo que ha pintado el mural que está en la fábrica de La Cibeles), no era el momento de ir para casa. Nos marchamos cargados con el pack de Spigha, la Pacific, unas ricas sardinas y mermeladas de Domus y Guinea pigs hacia la Cervecería L’Europe. Allí Nicolás nos deleitó a todos los presentes con codillo, costillas, salchichas, bocaditos bábaros y postre, todo ello regado con una Urthel Samarath, qué mas se puede pedir… Quizás una preciosa caja de Tongerlo Prior con su copa y vaso de chupito que nos llevamos a casa, todo por cuenta del anfitrión.

Esa noche dormimos como benditos. El despertar no fue tan agradable pero eso lo dejaremos para la siguiente entrada…

24 de mayo de 2012

Crónica de la AMCA, el primer día

Sonó el despertador por la mañana y una pequeña sonrisa en mi rostro cambiaba mi mala cara habitual, este va a ser un buen fin de semana. Tras un lapso de varias horas de curro, una comida y una pequeña siesta nos pusimos en marcha, tarde y con prisas, a la AMCA, con nuestra puntualidad habitual nos perdimos la inauguración.

Al llegar, decidimos dar una vuelta de reconocimiento inicial en la que ya empezamos a encontrarnos conocidos. Primero nos encontramos con Joserra, uno de los organizadores, bastante nervioso, corriendo de un lado a otro y preocupado porque todo saliese a la perfección. Al pasar por el stand de Yria nos reconoció Ernesto que nos habló de sus cervezas y de un interesante proyecto que está preparando para este verano en Noblejas del que hablaremos en breve en el blog. No habíamos acabado a vuelta y nos encontramos con Nicolás, de Cervecería L’Europe, que estaba con las “personalidades” del evento haciendo una vuelta al ruedo inicial muy diferente a la nuestra, parando y catando uno a uno todos los puestos. Cuando nos dimos cuenta la ronda se había alargado y llevábamos un buen rato con el vaso vacío, basta de cháchara y al lío.

Cerveza La Virgen

Aunque ya tenía una pequeña lista de cervezas a probar el viernes, en nuestra línea, incumplimos desde la primera. Queríamos empezar por algo suave así que pasamos por en el stand de La Virgen donde probamos la Lager y la Jamonera y nos llevamos unas bonitas chapas. No pudimos pasar por Domus sin mirarnos de reojo y correr a pedir la Pacific y la EPA, como ya es habitual, todo lo que sale de esa cervecera es impresionante, un placer charlar un ratillo con ellos.

CervezoramaSeguimos andando sin rumbo fijo cuando nos decidimos a probar las Spigha Voramar y Na Valora. Para mí definitivamente la gran sorpresa de la feria, cervezas impresionantes elaboradas con cariño y pasión por cerveceros amables y simpáticos, qué más se puede pedir. Tras un paréntesis para comernos una mini hamburguesa, rica pero escasa, nos pasamos por Cervezorama y charlamos un ratillo con ellos mientras probábamos las Rogue Oregasmic Ale y la Dead Guy. Seguíamos con hambre así que nos decidimos por lo más gocho que encontraos, los bollos “preñáos”, os podéis imaginar que para acompañarlo había que pasar a birras más fuertes.

Creo recordar que de camino, mi memoria de ese momento empieza a flaquear, nos encontramos con Rodrigo, duque y dictador de Jardín del Lúpulo, y Mikel, organizador del BBF, charlamos un ratillo y probamos la Mammooth Hécate, una imperial stout me gusta masticarla y este no era el caso. Como estábamos secos seguimos la ronda.

NaparbierFuimos directos a Naparbier a por la ZZ+, no me puedo resistir al careto de Billy Gibbons en un papel plastificado, puedo mojarme y decir que para mí fue la mejor de la feria. Por supuesto les preguntamos por la Undead y la gran noticia es que, debido al éxito que ha tenido, la volveremos a ver en las tiendas y en mi nevera. Ya que estábamos alado del Cervecero y viendo tanto cartel de IPA me probamos la Emelisse Black IPA, perfecta para ese momento.

Ya era tarde y quedaba poco para la hora de cierre así que para terminar, nada mejor que un postre, fuimos por la Southern Tier Choklat que tenían pinchada en Cervezorama. Tuvo mucho éxito pero en pocos tragos me cansó, nunca pensé que diría esto pero, demasiado chocolate para nosotros.

Al acabar la tarde muchos de los asistentes continuaron la fiesta en Irreale, nuevo bar en el barrio de Malasaña pero nosotros decidimos que era mejor ir pronto a descansar, para estar el sábado a pleno rendimiento.

La intención era meter los tres días en una sola entrada pero no he sido capaz de resumir, en próximas entradas prometo enrollarme menos 🙂

22 de mayo de 2012

Crónica de la AMCA. Alimentos de Madrid y Cerveza Artesanal

Hay mucho que escribir y poco tiempo que dedicarle así que repartiré las 20 horas que disfrutamos de la feria en una serie indeterminada de entradas, nosotros somos así de organizados. En la entrada de hoy nos centraremos en la organización, el ying y el yang de al feria y no estoy hablando de las Evil Twin.

Cartel AMCA. Alimentos de Mdrid y Cerveza Artesanal. Feria de la cerveza artesanal de MadridLo Bueno

  • Nada más llegar se disiparon mis peores temores, la puerta abierta de par en par sin cola para entrar, a lo que se sumó que tampoco había esperas para pedir en ningún puesto.
  •  Me gusta mucho el vaso, antes de llegar pensé que sería pequeño pero tiene algo más de 250ml, más capacidad que lo anunciado.
  • La variedad de cervezas y la amabilidad con la que todos los productores atendían a los asistentes. Cuando hay ilusión y pasión por lo que se hace se contagia a todos.
  • Muy buena comida. Si bien al principio me centré sobre todo en la cerveza, una vez calmada el ansia, pude degustar productos excepcionales como las chuletillas de cordero, los bollos preñados variados, chorizo, chistorra, sardinas ahumadas, trufas de chocolate… Me está entrando hambre solo de pensarlo.
  • Buen ambiente en general, tanto entre los asistentes como productores, sin ningún incidente.
  • El lugar me encantó, seré yo, pero echo de menos el beberme una cerveza tranquilamente en la calle en Madrid. Al ser al aire libre, con forma circular y con los puestos separados, favorecía la movilidad de los asistentes, lo cual evitaba aglomeraciones y por lo menos en mi caso, dolores de espalda. Está bien comunicado con transporte público y fuera había un gran aparcamiento. No escuché ninguna queja sobre la dificultad en aparcar, cosa rara en Madrid, pero esta parte no la puedo afirmar.
  • Sabemos que varios de los  productores y unos cuantos asistentes, hubiesen preferido el sistema de pago con fichas que se adquirirían en la entrada. Desde luego es un sistema mucho más cómodo para la gente que trabaja en los stand, pero nosotros preferimos el pago en efectivo en cada uno.
  • Y solo puedo decir que personalmente, los tres días me lo pasé en grande. Repetiría mañana mismo.

Como todo en la vida, nada es perfecto e incluso los puntos buenos tienen cosas malas y viceversa.

Lo Malo

  • Poca asistencia, la difusión mediática ha sido escasa y ha llegado tarde. La cultura cervecera artesana en Madrid pequeña y si bien es la típica feria por que todos se quieren pasar, es necesario insistir mucho. Sondeando a varias personas hoy, todos querían ir pero no sabían con exactitud la fecha. La amenaza de lluvia tampoco ayudó. Este punto es malo para los organizadores, pero nos permitio a los asistentes estar agusto, sin colas ni aglomeraciones, y con muy buen ambiente.
  • La guía, como bien ha comentado Birraire, bonita y completa, pero grande. He de decir que no llevaba ni dos horas, ya la había doblado por cuatro partes, no me molestó más.
  • La meteorología no acompañó, llovió levemente el sábado y el domingo pero hubo unos minutos que granizó. Ya estábamos todos animados y apenas se fue nadie, pero visto que no había zonas donde refugiarse y conociendo la previsión de lluvia, se tenia se haber previsto unos toldos o abrir el edificio central.
  • No había lugares donde sentarse, para mí no fue un gran problema pero puede serlo para personas mayores o con problemas de movilidad.
  • Al igual que los asientos, eran necesaria alguna que otra mesa o barril para apoyar la comida. Con una cerveza en la mano y un plato de chuletillas en la otra me vi haciendo equilibrismos con el plato de pan e intentando comer. He de decir que el domingo se solucionó y aparecieron mesas nuevas.
  • Eché de menos música y alguna otra actividad, como por ejemplo, presentaciones de las cervezas nuevas, catas y algo de entretenimiento.
  • Pensé que el tamaño de los baños y los sitios donde limpiar los vasos no eran suficientes pero no se formaron colas significativas. Esto habría cambiado si el recinto se hubiese llenado. Aquí hay varios detalles a mejorar, para evitar cosas como el charcazo que se les formó a los chicos de Yria delante del mostrador, debido a que estaban justo al lado de uno de los grifos.

AMCA. Feria de la cerveza artesanal. Alimentos de Madrid y Cerveza Artesanal

Nuestra sincera enhorabuena a los organizadores, que con un apoyo mínimo de la administración y en una ciudad en la que la cultura cervecera es tirando a nula, han hecho valer su pasión por esta preciada bebida teniendo la valentía de organizar un señor evento, que aún con menos asistentes de los esperados nos ha hecho a todos esperar la siguiente feria con gran impaciencia.

El balance general por nuestra parte es muy positivo. Hemos vuelto a casa cargados, creo que necesito cómprame una segunda nevera…

18 de mayo de 2012

Guinea Pigs Flow

Estoy muy vago últimamente, no se si será por el calor, que empiezo con la alergia o si simplemente son excusas baratas, pero el caso es que me estoy alargando más de lo habitual con la escritura de las catas. Para solucionarlo voy a volver con las cervezas que más me motivan, hoy vamos con la Guinesa Pigs Flow.

Este primer lote se ha elaborado, junto con la Guinea Pigs 95, por los creadores de Yria y David de Cervezorama en la fábrica de la cerveza Domus, en el barrio de Santa Bárbara de la ciudad de Toledo.

Guinea Pigs FlowLa Guinea Pigs Flow es una IpaPorter Wood Aged con una graduación alcohólica de 8,5% elaborada con maltas Pale Ale, Cristal, Caraza y Chocolate y lúpulos Nugget y Casacade, tien 85 IBUS y 40 SRM. Está madurada durante 21 días con cedro y tiene una segunda fermentación en botella.

Tiene un color negro, una vivacidad media con espuma de larga duración, con un color similar a la del café. En el aroma destaca la gran cantidad de lúpulo cascade y las maltas tostadas a chocolate y café.  En boca tiene mucho cuerpo notándose el dulzor de la malta en principio, para pasar progresivamente al sabor del lúpulo y posteriormente aparece perfectamente integrado el amargor, dejando un retrogusto largísimo, complejo y profundo muy equilibrado y agradable.

Una cerveza impresionante que me recuerda a la Flying Dog Gonzo, la única pega que se me ocurre, por ponerle alguna, está relacionada con la etiqueta, es demasiado oscura, no hay contraste entre la botella, que por otra parte me encanta. Para miopes como yo, se hace dificil distinguir bien el dibujo desde lejos. Al parecer ya se han terminado por lo que no dudéis mucho en comprarla so la encontráis porque no sabemos cuando vamos a tener otra oportunidad.

16 de mayo de 2012

La Trappe Isid’or

Esta bonita botella de 75cl de la Trappe Isid’or fue un obsequio de un concurso en Facebook de la Cervecería L’Europe. El regalo era para el primero en contestar a la siguiente pregunta “¿Quien fue el primer importador de cervezas belgas en España?”, dejo la respuesta al final de la entrada.

La Trappe se elabora desde 1884 en la cervecería holandesa de Koningshoeven, pertenece a la Abadía de Nuestra Señora de Koningshoeven y es la única abadía trapense de Holanda. La denominación trapense se utiliza solamente para ocho cervezas fabricadas en abadías de la Orden Cisterciense de la Estricta Observancia: Achel, Chimay, La Trappe, Orval, Rochefort, Westvleteren, Mont des Cats y Westmalle.

Trappe Isid'orLa Trappe Isid’or es una Belgian Amber Ale conmemorativa que se lanzó en 2009 para celebrar los 125 años desde que el primer maestro cervecero de la abadía, el hermano Isidorus Laaber, comenzó a elaborar esta rica cerveza. Tiene una graduación alcohólica de 7,5 y está elaborada con el lúpulo Perle propio que se cultiva en la propia abadía.

Tiene un color ámbar oscuro translúcido con una vivacidad media-baja y espuma beige persistente. El aroma invade todos los alrededores al abrir la botella, es dulce, frutal como a pera con un toque especiado. En el sabor encontramos ese mismo dulzor frutal y especiado con sabores a caramelo y toffe. El alcohol se nota sutilmente al final del trago junto con el dulzor y un equilibrado amargor, fuerte para lo que caracteriza a estos estilos belgas. El retrogusto el largo equilibrado y complejo.

Una cerveza que alimenta. Mientras la bebía me podía imaginar a los monjes en época de ayuno poniéndose hasta las trancas de este líquido divino que tanto ha hecho por la humanidad y que todos nosotros amamos.

Pregunta: ¿Quien fue el primer importador de cervezas belgas en España? Respuesta: Carlos V.